La tranquila ciudad de Pyay a orillas del río Irrawaddy

La tranquila ciudad de Pyay a orillas del río Irrawaddy

La ciudad de Pyay se encuentra a orillas del río Irrawaddy, en medio de la ruta que transcurre entre Yangon y Bagan. Pyay en la lengua birmana significa país/estado y hace referencia a las ruinas de Pyu, Sri Ksetra. Es sin duda uno de los puntos más interesantes para realizar una parada y tomarse un descanso en el largo trayecto que hay para llegar a Bagan. De hecho esta ciudad fue construida en el siglo 19 con el propósito de ser un lugar de conexión entra el norte y el sur de Myanmar y se trata de un centro comercial en el transito del río Irrawaddy. La ciudad de Pyay es tranquila y calmada con una población que no llega a los 150.000 habitantes. Se trata de una pequeña ciudad sin mucho ajetreo en la que uno puede relajarse y lo mejor de todo, acercarse mucho más a la cultura birmana.

En la ciudad de Pyay todavía no hay mucho tráfico de vehículos por lo tanto se respira aire fresco y limpio proveniente de las colinas que se levantan en un extremos y de tener el río que pasa por en medio. Su gente es de lo más humilde, amable y agradable, siempre recibiendo con sonrisas y hospitalidad a los pocos turistas que deciden hacer una parada durante su viaje. La ciudad de Pyay es ideal para todos aquellos que estén buscando un lugar en Myanmar en el que la gente local está muy poco acostumbrada al turista o extranjero. Para aquellos que quieran hacer una pausa en una ciudad con una cultura birmana muy marcada y quieran sentirla más de cerca. O bien para los viajeros que les interesen lugares en los que puedan pasear e ir en bicicleta relajadamente o bien sentarse a orillas del río y disfrutar de la naturaleza.

¿Qué ver y qué hacer en Pyay?

Como ya hemos comentado no se trata de una ciudad con muchos atractivos turísticos o puntos destacados para visitar. De todos modos ofrece algunas actividades que pueden ser de interés para pasa una o dos noches en la ciudad.

1. Subir a la Pagoda de Shwesandaw, el punto más alto de la ciudad. No es el punto de mayor interés en Pyay pero lo mejor son las vistas panorámicas que se pueden conseguir, especialmente al atardecer. Entrada gratuita.

2. Visitar el Mercado central por la mañana. Se encuentra en la calle Strand paralela al río y es una buena oportunidad para observar los colores y el ajetreo que se produce, así como los productos artesanales de Myanmar.

3. Comer o tomar algo delante del río Irrawaddy. Se trata de una opción muy recomendable en la que uno puede relajarse en alguno de los incontables puestecitos que siempre están preparados para servirte bebida, un buen marisco, etc. Una buena hora para ir suele ser al atardecer aunque ¡ir preparados para combatir los mosquitos!

4. Las antiguas ruinas de Thayekhittaya. Se trata de un complejo que contiene ruinas de antiguos templos y pagodas. Está situado a unos 10 kilómetros de la ciudad de Pyay y una buena forma de llegar es alquilando una bicicleta. Quizás lo mejor de todo sean los paisajes que le rodea al complejo y especialmente el paseo hasta llegar allí. La entrada cuesta tan solo 5 dólares.

5. La montaña de Akauktaung en el norte de Pyay. Se puede llegar en barco en un trayecto de 15 minutos. En ella existen diferentes piezas y tamaños de Budas que están escarbados dentro de la roca de la montaña. También se puede visitar su pagoda en la cima.

¿Cómo llegar a Pyay?

La mejor manera para legar es hacerlo en autobús. La estación de autobuses se encuentra a unos 3 kilómetros del centro de la ciudad. Desde Yangon hasta Pyay hay muchas agencias que operan diariamente y el precio ronda los 4.000 o 5.000 Kyats con un trayecto de 7 horas. Desde Bagan no hay autobuses directos por lo que una opción es tomar el autobús que va directo a Yangon y pararse por el camino.

Otra forma es utilizando el tren. Se puede llegar desde Yangon o Bagan en el mismo trayecto de ida o de vuelta ya que tiene siempre parada en la ciudad de Pyay. Hay un tren diario y los precios van desde los 10 a los 20 dólares dependiendo de la clase que se escoja.

Por ultimo, la ciudad de Pyay puede ser un punto de conexión para llegar a la playa mas conocida de Myanmar, Ngapali. Desde aquí se pueden tomar un autobús que llega hasta la playa. Se trata de un trayecto un poco largo por carretera secundaria que suele llevar unas 11 horas aproximadamente y cuesto unos 11.000 Kyats.

¿Dónde dormir?

En Pyay no existe mucha oferta de alojamiento así que las siguientes opciones son algunas de las que vais a poder encontrar. El alojamiento es algo básico y no existen demasiados lujos.

- Lucky Dragon: se trata de un lugar que ofrece alojamiento estilo bungalows de madera por 30 – 40 dólares la noche aproximadamente. Está situado en la calle paralela al río. Un punto a tener en cuenta es que dispone de una pequeña piscina para refrescarse.

- Myat Lodging House: pequeño hostal con habitaciones sencillas de entre 7 y 15 dólares la noche. Sus dueños ofrecen mapas gratuitos de la ciudad de Pyay.

- Pyay Strand Hotel: situado en la calle Strand tal y como su nombre indica. Ofrece habitaciones por 25 – 35 dolares la noche, sin embargo por calidad precio os recomiendo el Lucky Dragon.

- Smile Motel: habitaciones sencillas y limpias por 20 dólares la noche aproximadamente.

Sin duda alguna la ciudad de Pyay puede ser una buena parada a considerar en vuestro itinerario de viaje por Myanmar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>